CHILOÉ: UNA ISLA LLENA DE MAGIA, LEYENDAS Y BÁSQUETBOL

Por José Miguel González (@14Coto)

El archipiélago al sur de Chile es un territorio distinto, frente al continente, con islotes a los que se llega por horas andando en bote, donde ni siquiera la luz eléctrica está todo el día. También ciudades como cualquiera. Un espacio con costumbres, mitos y leyendas propios. Y saben de la naranja, con sus apasionados clásicos y una rica tradición cestera que aportan al baloncesto chileno.

La lluvia cae sobre la isla y el viento mueve los botes apostados en la bahía. Las playas están sin visitantes, es otoño y solo los pescadores y quienes recogen mariscos están en las orillas. Es temprano y el movimiento en esta inigualable zona del sur de Chile ya comenzó. La tranquilidad, la calma y una agradable brisa acompañan el paisaje en un territorio único del largo país de América del Sur.

Es Chiloé, un archipiélago de gente tan amable como apasionada, de paisajes propios y una mística incomparable a otra parte de la geografía chilena. Y desde ahí, un entrañable entusiasmo que se transforma en aliento. El básquetbol domina en una zona llena de misticismo, historias y leyendas.

Ubicado a 1.230 kilómetros al sur de Santiago, la única manera de llegar es atravesando el Pacífico que inunda el Canal de Chacao. Cruzando en transbordador desde Pargua, el embarcadero ubicado a 58 kilómetros de Puerto Montt, la última ciudad antes de que la ruta 5, principal carretera del país, se fragmente. También se puede vía aérea. Hay un puente en construcción, pero no se ve para cuándo podría estar listo.

La conectividad siempre ha sido un tema. La tecnología, en algunos sectores, se demora en llegar. Y aunque también hay de todo, lo que más se trabaja es la tierra y el mar. De pescadores y campesinos. Grandes edificios no se encuentran, salvo por un centro comercial que abrió en 2015 en Castro, la capital del archipiélago. El debate entre el romanticismo isleño, defensor de mantenerse aislados, ante los avances tecnológicos son pan de cada día. Más de 168 mil personas habitan el territorio.

Y, repartida por ciudades, la pasión del básquetbol se vive con furor. En la primera división de la Liga Nacional están Ancud y Castro, protagonistas de un clásico que paraliza la isla. Gimnasios llenos e hinchada entusiasta que constantemente viaja acompañando a la Celeste y al León. Son actualmente los clubes más importantes de Chiloé. En la última LNB, los ancuditanos perdieron ante Valdivia la final de la conferencia Sur. Los verdes no avanzaron a playoffs y quedaron quintos de su zona, salvándose del descenso por la caída de Osorno, desafiliado por problemas económicos.

IMG_4713
Ancud, en la tercera final de conferencia en la LNB ante Valdivia, en el Gimnasio Fiscal (Foto: Claudio Colguen).

No son los únicos. En Segunda División de LNB jugó Achao. Ellos también participan en la segunda categoría de la Liga Saesa, la liga del sur, junto a San Francisco de Asis, de Castro. En primera de la Saesa están Castro y Ancud.

Achao también es un pueblo particular. Forma parte de la comuna de Quinchao, a donde se llega tras andar en barcaza y donde está el último muelle para cruzar en lancha a las islas más lejanas. Meulín, Caguach, Apiao y Quenac, por nombrar algunas. Zonas alejadas donde la luz eléctrica solo está durante el día y a las que se llega, en ciertos casos, después de más de una hora navegando.

Chiloé, además, es conocido por sus iglesias, construidas de madera, pues 16 de ellas son consideradas Patrimonio de la Humanidad y Monumento Histórico de Chile. En Achao, justamente, es donde se encuentra la más antigua, que data de 1730 y fue construida por los jesuitas.

Postales hay muchas, como los palafitos (casas a la orilla de la costa y elevadas para que el mar cuando suba no las inunde), o, más turístico, el muelle de las almas, en Cucao; costumbres rurales también, como la tradicional minga. Es un espectáculo. Se mueven casas enteras; una ‘tiradura’ con la ayuda de vecinos y bueyes que tiran facilitando la mudanza. Después todos celebran y comparten. Lección de convivencia. El origen de su nombre lo indica: “hoy por ti, mañana por mí”.

palafitos castro
Los palafitos en Castro, capital de Chiloé (Foto: Amalia González/Flickr).

Tan característico es el territorio, que tiene una propia mística alrededor de él. Sus leyendas son centenarias dentro de un país lleno de historias en toda su longitud. Las lagunas, ríos, playas, bosques, la lluvia, el viento y la niebla son el paisaje de un Chiloé donde habitan brujos y mitos.

El Caleuche, por ejemplo, es un barco fantasma que se observa de noche, que llama la atención con su luz y música, y atrae a los marinos, quienes al ir hacia él se transforman en seres extraños. La Pincoya, una hermosa sirena guardiana del mar y que ayuda a quienes naufragan. Su presencia anuncia abundancia en la pesca. Versiones de sus orígenes hay por montones.

También está el Trauco, un temible demonio de baja estatura, parecido a un ogro. Se dice que anda por los bosques con un bastón, llamado pahueldún, y un hacha de piedra. Su fuerza es incalculable. Es el brujo que más miedo despierta.

Otro es el Cuchivilu, una especie de lobo marino, mezclado con serpiente y cerdo grande a quien acusaban de arruinar la pesca. El Camahueto, en tanto, se dice que tiene un cuerno dorado en la frente, similar a un ternero. Duerme 25 años y, cuando despierta, rompe todo dejando el rastro a su paso. Y aún más, los mitos y leyendas podrían llenar páginas y páginas.

Una isla completa, pues si de la naranja se trata, son varios los jugadores que han salido de ahí. Hoy, por ejemplo, el excapitán de Ancud, Sebastián Suárez está Panteras de la Liga Nacional de Venezuela. Y por las series menores de Castro pasó Ignacio Arroyo, quien a sus 19 años hizo su debut en Liga ACB junto a Estudiantes, el primer chileno en la historia de la liga española. La lista es larga. Historias, leyendas y muchos grandes basquetbolistas ha dado la isla mágica de Chiloé.

 

2 comentarios

  1. FELICITACIONES POR ESTE ARTICULO,,,,PERO TE FALTA PARTE IMPORTANTE DE LA HISTORIA,,,,,,existio un equipo llamado ESTUDIANTES DE CASTRO,,,LLENO ESTADIOS POR CASI UN DECADA,,,,LLEGO A DOS VECES A LAS FINALES DE LA COMPETENCIA MAS IMPORTANTE DE ESA EPOCA,,,,LIGA SUR,,,,CAMPEONATO DE CASTRO Y HASTA CONCEPCION CON 16 EQUIPO Y CADA UNO CON DOS EXTRANJEROS,,,,GRANDES SON LOS QUE ESCRIBIERON ESA HISTORIA,,,,,

    Le gusta a 1 persona

  2. Chiloé es cuna del básquetbol, un gran reportaje que se agradece, con lo difícil de mantener en competencias un club a lo largo de los años, este tipo de “reconocimientos” nos inspiran a seguir, lo que si, falto algo muy importante, el básquetbol femenino también es un muy fuerte, desde Ancud hasta Chonchi, 5 clubes femeninos participan en FEMISUR, la liga de básquetbol femenino más grande del sur de Chile.
    Chonchi Basquetbol, Deportes CASTRO femenino, Escolar Castro, San Francisco Femenino, Ancud.

    En Chiloé el básquetbol se vive, se siente, se disfruta, se respira….

    Saludos a todos los amantes de la naranja 🏀👏!

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.