EXHIBICIÓN DE FACUNDO CAMPAZZO PARA LA VICTORIA DE ARGENTINA EN MÉXICO

Con muchísimo sufrimiento, Argentina derrotó a México por 78 a 74 y dio un paso fundamental en su camino al Mundial de China 2019. El equipo de Sergio Hernández tuvo momentos brillantes, pero también lagunas ofensivas y terminó ganando con carácter y un Facundo Campazzo brillante. De este modo, quedó con récord de 6-1, liderando el Grupo E, junto con Estados Unidos. 

Con muchísimo sufrimiento, Argentina derrotó a México por 78 a 74 y dio un paso fundamental en su camino al Mundial de China 2019. El equipo de Sergio Hernández tuvo momentos brillantes, pero también lagunas ofensivas y terminó ganando con carácter y un Facundo Campazzo brillante. De este modo, quedó con récord de 6-1, liderando el Grupo E, junto con Estados Unidos.

Argentina tuvo un inicio soñado y rápidamente se puso en ventaja con un parcial de 15 a 2 que sorprendió al local, respaldado en la excelente conducción de Campazzo (ocho puntos y seis asistencias en el primer cuarto), más buenos aportes de Delía, Brussino y Vildoza. En base a una propuesta de juego de dinámica e intensidad, el equipo albiceleste estableció ventajas y condiciones. Pero obviamente al juego le faltaban infinitas variantes aún. El conjunto azteca, lentamente, se acomodó en el partido y con una concreta apuesta al tiro externo (lanzó igual de triple que de doble en todo el PT), fue acortando la diferencia (notable ingreso de Girón, autor de nueve tantos en los dos primeros chicos). Así y todo, los argentinos, no escaparon al roce y pudieron sostener una diferencia al descanso, en base a sus individualidades, una larga rotación y una gran eficacia desde la línea de 6.75 (6-12). Eso les permitió irse al descanso ocho arriba (40 a 32). Pero nada estaba dicho.

Ya en el complemento apareció en el espectáculo un invitado sorpresa que desvirtuó el trámite durante todo el tercer chico: el reloj de posesión, que se apagó tres veces y obligó a interrumpir el juego en cada uno de esos pasajes, generando disgusto en los propios mexicanos, que estaban en plena reacción. El encuentro iba 48 a 43 (5’44’’) cuando se cortó de manera pronunciada y provocó la dispersión absoluta. Cuando el partido se reanudó, Argentina tardó en volver a enfocarse. Y los locales, apoyados por su gente, pasaron al frente, con Ayón, Mendez y Stoll como líderes. La Selección se quedó sin ideas y entró en su peor laguna: se había perdido la fluidez.

En un contexto de paridad total, ambos seleccionados entraron al último parcial empatados en 54. Pero los argentinos siguieron con su palidez ofensiva y tardaron más de tres minutos en marcar su primer punto. Fue cuando México se puso 59 a 54 y Campazzo rompió la sequía con un libre. A partir de allí, el equipo de Hernández dio la cara y con el base cordobés como líder absoluto -cuando no- recuperó el dominio y ya no lo entregó nunca más. No estuvo solo. Laprovittola y Delía aportaron en defensa, lo que nunca se ve en los números. Y Deck y Brussino también empujaron a la desesperación del rival, que veía como se evaporaba la victoria. Argentina, sin jugar del todo bien, tuvo el carácter y la defensa para sentenciar la historia. Y eso vale oro en un contexto de tanta paridad.

Sin tiempo para demasiados festejos, el plantel retornará por la mañana al país, vía Asunción, y deberá enfocarse rápidamente en su próximo desafío, porque el lunes enfrentará a Puerto Rico, en Formosa, en un duelo absolutamente decisivo para la clasificación. Pero hasta entonces, al menos, el desgaste físico de anoche, habrá tenido su recompensa.

Texto y Foto: Prensa CABB

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.